Reamare nació de la necesidad de tribu. De la Soledad de la maternidad, pero también de las ganas de compartir con iguales este momento vital de cambio y crecimiento.

Un grupo de madres que se habían conocido gracias al grupo de lactancia de de Castilleja de la Cuesta, hoy grupo de lactancia Reamare, y que compartían la necesidad de tribu, de encontrarse con otras familias con inquietudes y momentos vitales parecidos, de compartir recursos de calidad entorno a la lactancia y crianza.

Nació,  y las madres que éramos entonces, teníamos cada una nuestro propio momento vital. En las asociaciones de mujeres, a veces los ritmos son los mismos que los de la Vida:  puerperios, embarazos,partos, trabajos que van y vienen y, en medio de todo eso, llevar adelante la asociación, proponer talleres, buscar espacios, atender a l@s soci@s.

 

Creció y crece cada día, igual que nuestr@s hij@s y las necesidades de cada una que lo formábamos fueron cambiando. Trabajar dentro y fuera de casa, criar y llevar adelante la asociación no es tarea fácil ( ni,muchas veces reconocida) y algunas de las que éramos se fueron bajando del barco para poder seguir atendiendo sus propias mareas.

 

En Octubre conseguimos organizar unas jornadas con @jacknewman, con mucha ilusión, esfuerzo y dedicación, y con la participación de otros grandes profesionales @javiernavarro, @nataliamoragues, @manuelaguilar y, como no, nuestra maestra, amiga y cofundadora, @Carmen vega. Estas jornadas fueron decisivas para que algunas de la antigua junta directiva prosiguieron su camino y otras mujeres tomaran el relevo y conformaran lo que es desde este mes, la nueva dirección de Reamare. Pronto os presentaremos una a una.

 

Ser Reamare no es sólo ahorrarse unos euros en cursos y talleres y poder gozar de descuentos en las empresas colaboradoras. Ser Reamare es también entender y reconocer el esfuerzo que hay detrás de todo esto y querer apoyarlo. Es poner a l@s niñ@s y sus necesidades por delante. Es promover la lactancia materna y la crianza consciente. Es formar parte de una tribu, virtual y real, de un grupo de familias comprometidas con nuestr@s hij@s.

 

Puedes ser de Reamare aunque no tengas hij@s, aunque no des la teta, aunque tus hij@s ya sean mayores. Puedes ser Reamare aunque no vayas a venir a ningún taller ni a ningún grupo de lactancia.

 

Puedes ser Reamare haciéndote soci@, o cediendonos un local, o difundiendo nuestras actividades.

 

Hay muchas maneras de ser Reamare,  y muchos motivos para serlo, y tu ¿ has encontrado el tuyo?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies